Dato Estilo DV Lunes 17 de Octubre de 2016

MODERNA TRADICIÓN

Te presentamos a Felicitas Armanini creadora de Húngara, la marca de indumentaria con impronta joven, moderna y muy femenina. Por Guada Laclau

En homenaje a la familia materna y evocando el estilo de la mujer húngara, Felicitas Armanini le dio nombre a su marca de ropa, ubicada en Dean Funes 550 (Salta). Si todavía no la conoces, te contamos que no tiene nada que ver con el diseño salteño hasta ahora conocido como “salteño”. Si te alcanzamos un vestido de Húngara, nunca vas a adivinar que fue ideado, diseñado y realizado en Salta por Felicitas, diseñadora, y emprendedora salteña súper joven.

En la industria de la moda local, ella tiene un sello propio que cualquiera puede reconocer. Viste a mujeres de todas las generaciones (se acaba de ir del local la abuela de una novia del próximo mes, a la que le va a preparar un outfit especial para la boda). En todas sus colecciones hubo y hay encaje, flores (lo necesario para  vestir) y algo animal print y medio rocker que la instala como lo más cool de nuestra moda. 

Esta pequeña artista de las telas tiene apenas 27 años estudió mucho tiempo en Buenos Aires, donde le “picó el bichito” de emprender con su marca, y así nació Húngara en Salta, que además de clientela fija, tiene un taller insitu donde podemos ver como trabajan en cada prenda, aprender, acotar y llevarnos nuestro diseño A MEDIDA, a casa.

Lo más importante de todo es su política de Responsabilidad Social Empresaria. Durante todo el año, y en cada colección, forma a mujeres en talleres para la costura de dichas líneas, quienes aprenden el oficio y obtienen una salida laboral. Además, Felicitas trae complementos nuevos cada temporada para mimar a sus clientas con propuestas innovadoras, celebra cada colección con una presentación especial para amigas, tiene una línea Deco con estilo propio que promete crecer y se mantiene informada y conectada en las redes. Podemos identificar el gen empresario en esta mujer que va por mucho más. Un placer pasar a conocerla y dejar que nos asesore.